La delegada territorial de la Junta en León, Ester Muñoz, ha entregado esta mañana 20 lupas cuentahílos y 6 lupas para insectos al CEIP Teleno, en La Bañeza, como reconocimiento por haber sido distinguido como ‘Centro Educativo Sostenible’ durante el curso pasado gracias a sus iniciativas de ambientalización integral, basadas en la educación y la gestión ambiental.

Este sello es una iniciativa conjunta de las Consejerías de Educación y de Fomento y Medio Ambiente que reconoce a centros docentes no universitarios su compromiso con la sostenibilidad ambiental. En el 2020, el CEIP Teleno, junto con otros 10 centros de la provincia de León, fueron reconocidos como Centros Educativos Sostenibles, haciéndoles entrega de la placa acreditativa de dicha condición, así como de material práctico (prismáticos) y divulgativo (libros “Aves de España” de Eduardo de Juana y Juan M. Varela) para uso del alumnado del centro.

En este contexto, resulta necesario mantener el reconocimiento público, la promoción y la colaboración de estos centros escolares. Por este motivo, se hace entrega de nuevo material educativo para observación de la naturaleza (lupas cuentahílos y lupas para insectos), agradeciendo el interés y compromiso de todas y cada una de las personas de estos once centros que han trabajado en el programa de educación ambiental y la promoción de las buenas prácticas, el respeto y el compromiso con la conservación del entorno.

Muñoz, acompañada por la jefa de servicio de Medio Ambiente, Isabel García; y el alcalde de La Bañeza, Javier Carrera; ha destacado la labor de la directora del CEIP Teleno, Olvido Cuevas, y de todo el equipo directivo para impulsar entre su alumnado actividades de contacto directo con el entorno, con el conocimiento y la realización de acciones para mejorar y conservar el medio ambiente.

“El futuro si no es sostenible no será futuro. Hay que encontrar el equilibrio siempre entre el progreso y el medio ambiente, y yo creo que educar desde pequeños en concienciación medioambiental es muy importante para las generaciones futuras”, ha señalado la delegada.
En la provincia son once los colegios que han recibido este sello ambiental por haber incorporado al programa curricular la educación ambiental durante el curso académico 2020-2021. La delegada se ha acercado hasta este centro de La Bañeza, mientras varios agentes medioambientales han distribuido el material escolar al colegio Divina Pastora, IES Padre Isla, Centro Don Bosco, al CEPA Faustina Álvarez García; y al colegio Virgen Blanca de León; así como al IESO de la Pola de Gordón; al CEIP Valentín García Yedra, de Ponferrada; al CEIP Villa Romana y al FEFC La Anunciata de San Andrés del Rabanedo.

Reconocimiento público y Compromiso de divulgación

La concesión del sello ambiental ‘Centro Educativo Sostenible’ precisa de la participación tanto del alumnado y el profesorado como del resto de la comunidad educativa, así como de la utilización de metodologías activas y de la adecuación de los programas a los distintos niveles de enseñanza.

Supone reconocer públicamente los avances en la ambientalización integral del centro docente, quien podrá utilizar y exhibir la placa acreditativa de esta condición e incluirla en las publicaciones, material impreso y en la actividad promocional que realice.

Los centros acreditados con este Sello ambiental están incluidos en un directorio de centros reconocidos, que se publica en la página web de la consejería de Fomento y Medio Ambiente. Además, la obtención de este distintivo se valorará en la concesión de subvenciones de la administración de Castilla y León, cuyas bases reguladoras contemplen actuaciones encaminadas a promover el desarrollo sostenible.

Por su parte, los centros educativos que obtengan el sello ambiental se comprometen a mantener el programa por un periodo de cuatro años y a compartir su experiencia con otros centros docentes interesados en conseguirlo, cediendo materiales didácticos y promoviendo el conocimiento compartido.