Astorga acatará el decreto del Gobierno y apagará sus monumentos de acuerdo a la nueva norma estatal para favorecer el ahorro energético. El decreto de Sánchez fija que Edificios públicos, comercios y grandes almacenes deberán apagar su iluminación exterior a partir de las 22:00 horas y no bajar el aire acondicionado por debajo de los 27.

Perandones ha confirmado a Cope que el Ayuntamiento cumplirá lo establecido, aunque está a la espera de que los servicios jurídicos revisen todo el texto. No obstante se alargará lo máximo permitido el horario de encendido. El alcalde entiende que con el contexto internacional actual y de cara al invierno no es descabellado que se tomen medidas. De este modo, la fachada del Ayuntamiento, así como el Palacio y la Catedral, cuya iluminación exterior dependen del consistorio, darán al interruptor por las noches tal y como fija el nuevo decreto.