Castilla y León entra en el nivel de alerta 2 del semáforo en todas las provincias ante la evolución favorable sanitaria y epidemiológica, este fin de semana, si bien no se podrá consumir aun en barra pero sí se abrirán los centros de personas mayores.

Así lo anunció el vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, que explicó que “lo más sensato” ante la evolución global favorable era que afecte a todas las provincias, pese a que existe la subida de la incidencia en Valladolid en los últimos días.