La Peña Atlética Maragata celebró este sábado su décimo segundo aniversario con una cena en el Hotel Astur Plaza, en la que se realizó el tradicional sorteo de regalos y los aficionados pudieron compartir mesa y mantel con Donato. El exjugador rojiblanco regaló una gran bufanda a la peña para su sede y aseguró que, a partir de ahora, “Astorga será nuestra casa también de viaje hacia Madrid”. Además, trajo entradas para ver al equipo en el Wanda Metropolitano que se ganó uno de los socios más jóvenes.

La peña atlética bañezana, la peña Maragata del Barça y la del Athletic club de Bilbao estuvieron presentes en la celebración, junto al concejal de Deportes, Rubén Martínez.

Donato Gama da Silva llegó en 1988 al Atlético de Madrid y jugó en el equipo rojiblanco hasta 1993, antes de fichar por el Depor.