El PP de Astorga denuncia “el estado de desidia y abadono” que sufre el Camino de Santiago a su entrada el camino de Santiago a su entrada en Astorga, “una realidad impropia para una ciudad turística, cuya mayor fuente de ingresos proviene precisamente de nuestros visitantes”, explican los populares.

El portavoz del PP, José Luis Nieto, asegura que ya han reclamado al equipo de Gobierno mejoras en este entorno y critica que “no puede ser que la falta de planificación y organización en los trabajos de adecentamiento que necesita la ciudad se repita constantemente y desde la Alcaldía no se planifiquen los trabajos que necesita la ciudad en su día a día”.
En esta línea argumenta que “una ciudad como la nuestra, debe tener un aspecto limpio y cuidado para que nuestros turistas, muchos de ellos internacionales guarden un buen recuerdo de la ciudad y sus monumentos ,una vez más la realidad nos da de frente y vemos que está abandonada a su suerte con suciedad, con hierbas de casi 1 m de altura, con un puente romano histórico sin adecentar, es lamentable la labor que está haciendo el equipo de gobierno que tanto criticaba a los anteriores y solo hay que recordar las ruedas de prensa que realizaban viendo pegas en el trabajo diario y yo creo que la mayoría de los astorganos echamos de menos al anterior concejal responsable del adecentamiento de la ciudad..”

Por eso, los populares exigen, una vez más, que “por el bien de la ciudad y de los trabajadores y pymes que viven del turismo que cuide la ciudad y que no malgaste el dinero en obras que no necesitamos como las de la biblioteca municipal y se preocupen de otras necesidades más importantes para todos los ciudadanos en estos momentos de ruina económica, sanitaria y social provocada por la pandemia”.

Por eso, se pide al equipo de gobierno que se esfuercen en tener una ciudad limpia y cuidada tanto para los que viven aquí como para quienes la visitan.

A la asociación del camino de Santiago que tanto se preocupa de otros intereses lejanos, rogamos públicamente que se den un paseo por la entrada del camino de Santiago a nuestra ciudad para que puedan ver y comprobar el aspecto tan lamentable y descuidado que tiene y no será porque no necesite un adecentamiento rápido y urgente.