El portavoz de IU y teniente de alcalde de Astorga, Chema Jañez, ha hecho balance esta mañana al cumplirse el ecuador del mandato. Dos años “complicados, marcados por la pandemia pero en los que hemos intentado dar respuesta a las crisis sanitarias y económicas con la implicación de toda la sociedad”, ha comenzado el concejal.

Desde el punto de vista económico, Jañez ha destacado que desde el ayuntamiento se han desarrollado diferentes campañas, como los bonos y las ayudas a empresas y han salido bien y desde el punto de vista social “se ha llevado un intenso trabajo”.

El concejal también ha insistido en que ahora se trata de mirar hacia adelante por eso “se dan facilidades en las terrazas y el mercado para intentar ayudar al tejido económico de la ciudad”. La autocrítica se ha centrado en la expansión industrial aunque, lo cierto es que el contexto de pandemia no ha ayudado. Por eso, Jañez confía en aprobar en muy corto plazo el PGOU que permitirá el impulso del asentamiento de empresas en nuevos terrenos y también fía a la municipalización de la basura el desbloqueo de un asunto atascado en el Ayuntamiento desde hace una década.

En cuanto a servicios, el concejal ha señalado que la prórroga de la ORA aun está en fase de alegaciones y que de momento el agua lo sigue gestionando la misma empresa aunque no hay acuerdo en el canon. Además, el edil se ha referido a la sociedad PIA (proyección Industrial de Astorga) que “está en una situación peor que mal, que acumula deudas con el ayuntamiento y que no cumple su función”. Por ello se ha pedido una auditoría para estudiar qué decisión tomar.

Jañez también se ha referido al pacto de gobierno. Ha dicho que es sólido y que los acuerdos se están cumpliendo. Ha destacado que hoy entendimiento y que la municipalización de la basura “es clave” para seguir adelante con él. Ha entendido las reticencias iniciales del PSOE a este respecto pero ha asegurado que ahora comparten el planteamiento.

Además el concejal de Haciendo ha explicado que ya se trabaja en el presupuesto de 2022 y ha reconocido que ahora el consistorio implanta una política más expansiva, destacando que “hay que invertir cada euro en la ciudad, con responsabilidad, pero gastándolo”, ha señalado. Además se ha referido a que la situación financiera del Ayuntamiento es buena.