La Bañeza ha acogido este miércoles el Pleno extraordinario del Consejo de Cuentas de Castilla y León. Para el alcalde de la ciudad, Javier Carrera, “es un momento histórico, porque creo que es la primera vez que se celebra fuera de una capital de provincia. Para nosotros es grato que se haga aquí y es simbólico por varias razones: Por un lado, premiar a la administración local por el trabajo que se está realizando y por el otro, porque como se quiere demostrar, esta comunidad está formada por nueve provincias, todas con grandes motivos para estar orgullosos. El objetivo es crear una comunidad mejor que ayude a nuestro país a ser uno de los más desarrollados”. 

El presidente del Consejo de Cuentas, Mario Amilivia, explicó que el propósito de esta medida es “acercar la institución a los ayuntamientos de Castilla y León. Creemos que acercarlo vertebra territorio y sentimiento de comunidad”. 

En lo que respecta a este pleno celebrado en La Bañeza, el representante del organismo indicó que se ha aprobado, “por primera vez en la historia, cinco informes de ciberseguridad, de un conjunto de 10, siendo pioneros, como Consejo de Cuentas, en la aprobación de este tipo de informes”. Estos tienen como finalidad mejorar los controles de ciberseguridad en las administraciones locales y afectará a los ayuntamientos de La Bañeza –“que es uno de los que mejor situación presentan en materia de seguridad de estos cinco”-, Béjar, Ciudad Rodrigo, Villaquilambre y Benavente. Los municipios tendrán un plazo para adaptarse al informe, según aclaró el representante del Consejo.

Amilivia recuperó también las palabras del regidor para alabar la gestión que se está haciendo desde el Ayuntamiento de La Bañeza, “que, sin duda, va a devolver a este municipio donde tiene que estar, que es uno de los más importantes y con más futuro de la provincia”. Además, indicó que este Ayuntamiento está “rindiendo cuentas con normalidad, y goza de una buena situación económica. También está facilitando toda la información que se le demanda, en cuanto a contratos e informes. En definitiva, La Bañeza está “cumpliendo sus obligaciones de transparencia ”, sentenció.

El consejero del Consejo de Cuentas, Emilio Melero Marcos, por su parte, apuntó que “estamos en La Bañeza como algo excepcional, saliendo por primera vez y a un sitio que lo ponía bastante fácil por el compromiso del Ayuntamiento con estas obligaciones de transparencia y rendición de cuentas”. En cuanto a los informes de ciberseguridad, matizó que “los ciudadanos se están viendo obligados a utilizar toda una serie de procedimientos derivados de la digitalización y los avances tecnológicos, que hacen que pongan a disposición de las instituciones datos reservados y en muchos casos delicados. Ese empuje imparable de la digitalización de la administración pública y la vida en general, tiene que ir acompañado de una respuesta de las instituciones públicas”.