El próximo lunes 11 de diciembre, a las 9:30 horas, se celebra el último pleno ordinario del año en La Bañeza y entre los asuntos del orden del día se anuncia la dimisión de dos concejalas de la corporación municipal. Por un lado, la popular Camino Ramos, miembro del equipo de gobierno, que ostenta las delegaciones de Promoción Turística, Ferias, Museos, Semana Santa, camping, albergue de peregrinos, servicio de atención ciudadana y relaciones con la hostelería, y por otro, María Dolores Pérez Villar, edil del partido socialista en la oposición.

Además se lleva una modificación presupuestaria, las fiestas locales para 2024 (13 de febrero, martes de Carnaval y 16 de agosto, San Roque) y la aprobación inicial de la ordenanza fiscal reguladora de la tasa por la prestación del servicio de tratamiento de residuos.

En cuanto a mociones, Vox solicita un plan para el acompañamiento de nuestros mayores en Navidad y también pide que la calle Arrote sea unidireccional. Por su parte, la UPL reclama un plan de actuación para animales abandonados.

La sesión finalizará con ruegos y preguntas.