El presidente de la Diputación de León, Eduardo Morán, ha entregado los premios Mujer Rural 2022 a Matilde Vallejo y a María del Carmen Alonso-Santocildes en un acto institucional celebrado en Sahagún, coincidiendo con el Día Internacional de las Mujeres Rurales. Morán elogió a las galardonadas de ésta y anteriores ediciones por su labor en la lucha contra la despoblación. “Sois precisamente vosotras, las mujeres rurales, las que día tras día nos venís demostrando que se puede, que hay talento, formación, oportunidad, rentabilidad y, en definitiva, futuro”.

Matilde Vallejo y María del Carmen Alonso se han sumado a María Franco, de Sahagún, reconocida en 2021, y a Paulina Nistal, de Quintana de Rueda, en 2019. La presente edición del Premio Diputación de León a la Mujer Rural, que convoca el área de Derechos Sociales y Territorio Sostenible, se ha ampliado a dos categorías.

La distinción en el apartado de ‘Tradición y cultura rural’ ha recaído en Matilde Vallejo González, propietaria de una explotación agraria. El jurado ha destacado su pasión por el medio rural que ha trasladado a sus hijas, que han apostado por establecerse en el pueblo tras terminar sus estudios.

María del Carmen Alonso-Santocildes Sutil ha sido distinguida en la categoría de ‘Innovación y emprendimiento en el medio rural’. De esta candidata se ha valorado su oficio como ebanista, una profesión tradicionalmente masculinizada, que aprendió de su padre y que desarrolla en su taller, donde cuenta con una empleada.

Durante su intervención, Eduardo Morán ha puesto en valor el trabajo de la Diputación en favor del medio rural y enumeró proyectos “de los que me siento tan orgulloso como los títulos de capacitación y apoyo al emprendimiento en sectores como la resina, la apicultura o la asistencia personal; el convenio con el Colegio de Farmacéuticos para garantizar un correcto tratamiento a nuestros mayores; la alfabetización digital a través del programa Redprendiendo o los distintos planes para llevar internet al último rincón de la provincia y el apoyo a quienes quieren establecerse en nuestros pueblos”.

Previamente, la diputada de Derechos Sociales y Territorio Sostenible, Carolina López, ha señalado que “es ahora cuando más que nunca tenemos que poner en valor, como hacemos hoy, pero todos los días del año, el papel de la mujer en todos los lugares, y hoy en especial, nuestro papel, el de las mujeres rurales, el de las mujeres que vivimos en los pueblos”.

Matilde Vallejo ha señalado que para ella supone “un orgullo muy grande tener a mis hijas en el pueblo y que podamos seguir todos juntos viviendo en familia”. Ha explicado que procede de una familia de agricultores de Laguna de Negrillos y que se ha establecido con su explotación agrícola familiar en Pobladura de Pelayo García, donde combina la producción de cultivos tradicionales con nuevas alternativas como la soja. Matilde Vallejo ha concluido sus palabras haciendo una defensa de quienes habitan en el medio rural: “Yo siempre he apostado por vivir en el pueblo y estoy muy contenta de seguir estando allí y creo que toda la vida viviré en el pueblo”.

“Mi vida es mi pueblo y mi pueblo es mi trabajo” ha manifestado María del Carmen Alonso durante su intervención refiriéndose a la localidad en la que reside, Carrizo de la Ribera. A modo de recomendación dirigiéndose al público, que ha llenado el auditorio Carmelo Gómez de Sahagún, ha añadido: “Conviertan las dificultades en experiencias útiles, implíquense, asóciense y comprométanse sin otra motivación que trabajar por nuestros pueblos y por los demás; les aseguro que merece la pena”.

Al acto, en el que ha actuado como anfitriona la alcaldesa de Sahagún, Paula Conde, también han asistido los diputados Nicanor Sen, Marcelo Alonso, Francisco Castañón, Manuela García y José Miguel Nieto, además de representantes de las instituciones y colectivos que han presentado las nueve candidatas que han concurrido este año a la obtención del premio.