El Ayuntamiento de Santa María del Páramo adjudicará la segunda fase de acondicionamiento de la sala multiusos existente en el colegio infantil Benito León. Una obra que supondrá el arreglo del edificio de educación infantil por un importe total de 17.860,52 euros, de los cuales 4.984,35 corresponden a una subvención de Diputación de León para conservación y mejora de los centros escolares en el medio rural.

La adjudicación ha sido otorgada a un empresario local, y consiste en el acondicionamiento de la sala multiusos de mencionado colegio y que da lugar a un espacio que está funcionalmente dividido en 2X1 lado la zona de paso que comunica el patio con el edificio de las aulas y que se configura como un pasillo en el que existe una rampa y un descansillo que permite la apertura de la puerta del edificio de aulas por otro lado. Un espacio diáfano de forma rectangular que se puede destinar a otros diversos desde el polideportivo o culturales hasta zona de espera en la entrada y salida del centro para los días fríos.

La obra consistirá en poner el pavimento sobre la solera y que será de dos tipos, uno de parqué flotante y otro cerámico y antideslizante en la zona de acceso desde el patio a las aulas. Se sustituirá la ventana que ha quedado antigua por otra más acorde con las instaladas el año anterior. Asimismo se colocará un falso techo para la zona ya que existen muchas instalaciones de saneamiento de la planta superior, y paneles fonoabsorbentes, además de pantallas LED. Una obra que completa la actuación integral llevada a cabo por el ayuntamiento en 2019 en que debido a las humedades existentes para evitar que los niños fueran trasladados al colegio de primaria, se realizó una inversión por parte del ayuntamiento que está afrontando gastos de inversión para mantener el edificio en las mejores condiciones, pese a no tener competencias más que en conservación y mantenimiento, haciendo un esfuerzo considerable por mantener correctamente estos espacios aunque sean competencia de la Junta, sobre todo cuando ésta no quería arreglar el colegio infantil y supuso una inversión de más de 140.000 euros por parte del ayuntamiento, lo que ha supuesto mantener unas condiciones higiénico sanitarias adecuadas entonces al quitar las humedades, pero sobre todo por razón del Covid, encontrándose ahora con aulas suficientes y con el espacio necesario para mantener a los niños con las condiciones de seguridad adecuadas, como se ha demostrado en la pandemia.

Ya en el año 2017 se realizaron obras de mantenimiento con una inversión de 12.146,10 euros de los que el ayuntamiento aportó 5.346,10 euros y el resto, 6.800, Diputación y la Junta, a lo que vino a sumarse la obra de adecuación de la sala multiusos existente en la planta baja del edificio, consistente en la pintura y conservación, por 47.000 euros, así como las obras de saneamiento de las tuberías del pario, con acera perimetral, bajantes y canalones en la parte exterior e interior por 142.000 euros.